domingo, 12 de mayo de 2013

Buñuelos de arroz

Buñuelos de arroz
Buñuelos de arroz
Estos buñuelos se suelen hacer la noche del 18 de marzo y sirven de desayuno el día de San José, acompañando a un buen chocolate. Pero vamos, que si se hacen otro día, están igual de buenos.

INGREDIENTES: (salen con estas cantidades unos 34 buñuelos)

  • 100 gr. de arroz
  • 1 litro de agua
  • 2 huevos
  • 200 gr. de harina (aproximadamente)
  • 70 ml. de leche
  • 1/2 sobre de levadura en polvo (8 gr.)
  • 1 cucharada de azúcar
  • piel de limón
  • 1 palito de canela en rama
  • 1 pizca de sal
  • 1 litro de aceite de girasol
  • Azúcar y canela para rebozar

PREPARACIÓN:

  1. Poner en un cazo el arroz, la canela en rama, la piel de limón y el agua a hervir con suavidad hasta que el arroz se deshaga y quede como una crema, tardará unos 40 minutos y hay que remover para que no se pegue. Retirar la canela y el limón y dejar enfriar.
  2. Batir el huevo con una pizca de sal y y echar donde tenemos la crema de arroz, mezclar también la leche y la cucharada de azúcar. 
  3. A continuación añadir la harina y la levadura removiendo muy bien para que no queden grumos.
  4. Dependiendo de la harina y lo espesa que haya quedado la crema de arroz habrá que añadir más o menos, así que para empezar pondremos 150 gr. y si es necesario se va incorporando poco a poco el resto.
  5. Dejar reposar la masa y poner al fuego una sartén honda con el aceite de girasol, la buñuelera tendrá que estar bien sumergida en el liquido para coger temperatura y que la masa no se pegue al freírla.
  6. Cuando el aceite esté caliente, coger una cucharadita de la masa y probar la temperatura y la densidad de la masa, si se dispersa al caer, habrá que ir añadiendo harina poco a poco y probando de nuevo hasta que tenga la textura deseada.
  7. Sacar la buñuelera del aceite, rellenar con un cacillo de masa y sumergirla en la sartén, cuando el buñuelo empiece a hincharse se soltará y volcando la buñuelera hacia un lado saldrá y se dará la vuelta.
  8. La buñuelera ha de permanecer siempre sumergida en el aceite.
  9. Dejar que se vayan dorando a temperatura media y cuando estén bien hechos retirar a un plato con papel de cocina para absorber el exceso de grasa.
  10. Por último rebozar con azúcar y canela.



He intentado explicarlo lo mejor posible pues aunque, cuando le coges el punto a la masa y a la temperatura del aceite son muy fáciles de hacer, si no los has hecho nunca, pueden resultar un poco engorrosos.
Si no se dispone de buñuelera, se pueden hacer cogiendo cucharadas de la masa y dejándolas caer en el aceite.



Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...